<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d16761341\x26blogName\x3dexperimento+en+blanco\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLACK\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://experimentoenblanco.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://experimentoenblanco.blogspot.com/\x26vt\x3d-3098299228335945590', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

experimento en blanco




Sonidos del Mississippi


envía por e-mail este artículo



recuerdame (?)



Toda la información personal introducida aquí será tratada según la Política de Privacidad de Blogger.com. ¿Quieres saber mas?



John Scofield Piety Street Band
Jazz en la Costa. XXII Edición
Parque El Majuelo. Almuñécar
Miércoles, 22 de julio de 2009

John Scofield, guitarra
Donald Ramsey, bajo eléctrico
Jon Cleary, piano, Hammond B3 y voz
Ricky Fataar, batería


Rafael Marfil Carmona / Fotos: F.Ruiz Herrera
Una noche de blues, aunque el nuevo disco de la formación de John Scofield, Piety Street, presentaba el trabajo como una creación más próxima al gospel. No hay que entrar en géneros, ya que se trata de una radiografía de la música norteamericana, en una iniciativa que constituye un homenaje a la cosmopolita calle Piety de Nueva Orleáns, centro neurálgico del jazz en sus orígenes y de la esencia afroamericana en cualquier época. Scofield es un prestigioso guitarrista de jazz, conocido por la afición tras su presencia en anteriores festivales, pero capaz de sorprender siempre con nuevos sonidos y propuestas llenas de entusiasmo. Hasta un modelo de la marca Ibanez lleva su nombre. Por eso y por sus cuatro décadas de trayectoria llenó El Majuelo, en una sesión menos ortodoxa con el jazz pero con un gran atractivo para cientos de guitarristas que disfrutaron desde la grada. Jornadas como estas atraen a un público más variado, incluso más joven y cercano al rock, pero esa convivencia de sensibilidades es la razón de ser del jazz. Una música concebida para el encuentro y la creación.

Por este motivo, a casi nadie molestó escuchar algunos clásicos de la música norteamericana, concebidos sin demasiada complejidad, pero con la riqueza que siempre aporta John Scofield en sus desarrollos. Hubo espacio para cierto aire soul y hasta country, sin descartar algún ritmo de la música reggae. Así, en ese amplio registro, se escucharon temas como Walk with Times o Angel of Death, sin miedo al aire de profundo sur y carretera polvorienta de All Fly Away. La sola presencia de este guitarrista mítico nos lleva a un recuerdo, por segunda vez este año, a Miles Davis, ya que formó parte de aquella etapa tan controvertida del trompetista durante los años 80. La banda sonora de ese recuerdo son los efectos y ecos electrónicos que sigue utilizando Scofield, capaz de la improvisión más ajustada y de la disonancia más valiente. Son destellos de alguien que ha navegado en muchos mares, aunque desembarca en 2009 desde el epicentro del Mississippi. Aunque se encuentre en medio de un blues tradicional, sus improvisaciones siempre sugieren otros caminos, infinitas sensaciones.

Le seguía de cerca el grupo, incluido el antiguo batería de los Beach Boys, Ricky Fataar, aunque fue el pianista y cantante Jon Cleary el que siguió más de cerca a Scofield. Se echó de menos más presencia de su Hammond B3, que es el sonido inconfundible de la espiritualidad. No faltó, en este polifacético músico, un alarde a lo Eric Clapton al final del concierto en un diálogo entre guitarras con el maestro Scofield. La Piety Street Band ofreció un concierto joven, sabio, sencillo y profundo. Así, al fin y al cabo, debe ser la música. Dios bendiga a América.

Etiquetas: , , , ,

enlaces a este artículo

Crear un enlace


Busca...
en el blog en la web

Escribe este blog...

  • balhisay
  • desde Huétor Vega, Granada, Spain
The BOB's
¿Problemas para votar?


síguenos en twitter...

Artículos anteriores

Archivos

¿Quieres enlazarnos?


Sindicación


PodCast


balhisay recomienda...


Powered by Blogger
make money online blogger templates